dijous, 27 de març de 2014

Espérame



Con un título muy sugerente como Espérame, el lector se encuentra frente a una novela que le está esperando con impaciencia, una historia sobre la esperanza perdida y las segundas oportunidades, una aventura que quema en manos del lector ávido de respuestas.

Elisabeth Naughton no es ninguna profana en el género, sus libros aparecen en las listas de los más vendidos en los más importantes periódicos de Estados Unidos, candidata a numerosos premios, como el RITA, otorgado por Romance Reader Awards; el Golden Leaf y el Golden Heart.

Ediciones B nos la presenta la historia de una mujer sin pasado debido a un accidente, no recuerda quien fue, solo sabe aquello que su marido le cuenta, pero cuando este muere en un accidente de avión, Katie tendrá que enfrentarse a un demonio que ha convivido con ella durante cinco años aunque ella lo desconoce. 

Empieza a descubrir que su realidad, su vida no encaja con lo que va descubriendo entre los papeles de su marido, su vida parece un puzle donde las piezas que existen no encajan y los grandes vacíos la llevan a desconfiar de todos.

¿Quién es Katie? ¿Por qué no recuerda? ¿Quién era en su pasado? ¿Podrá descubrir la verdad por muy dolorosa que sea?

Ryan, un hombre desesperado desde la muerte de su esposa, lucha por sobrevivir a su recuerdo junto a su hija Julia y su cuñado Mitch, cinco años después una joven aparece en su puerta para remover el pasado y hacer temblar los cimientos de su nueva vida.

¿Pueden dos almas destinadas a estar juntas reconocerse aunque una de ellas no recuerde a la otra?, ¿Podrá el amor sanar las heridas profundas de dos familias rotas por el dolor?

Una prosa muy ágil y llena de emoción atrapa al lector desde la primera página, acompañaremos a Katie en sus descubrimientos y no desearemos abandonarla al terminar la novela.

Las descripciones de los personajes son tan detalladas, que la autora consigue que nos identifiquemos fácilmente con los sentimientos de nuestra protagonista y que podamos comprender la historia desde los diversos puntos de vista de los personajes. Están tan bien construidos y arropados por la trama que el lector llega a odiar algún personaje y a querer a muchos otros.

Ciertamente, me ha cautivado, me gusta que haya una trama con sus intrigas donde fluye la historia de los personajes, una trama donde la traición y la muerte amenazan con destruir la esperanza y el amor.

Los personajes secundarios son un complemento perfecto, soportan parte de la carga emocional, pero también sirven como vía de escape para desviar la tensión y tejer una red donde ampliar la historia de dos.

No esperéis más, una gran historia os espera en vuestra librería.