dilluns, 28 de juliol de 2014

El fantasma de la Ópera



Por Àngela Sánchez Vicente



Si este verano queréis rescatar del olvido un gran clásico os tenéis que rendir a El fantasma de la ópera en formato cómic que nos regala la editorial Impedimenta.

Basado en la obra original de Gaston Leroux nos muestra la esencia sin modificarla, dejándola intacta pero añadiendo gracias a los gráficos y a los colores un plus de significado y una atmosfera inigualable.

Pocas veces romance, terror, misterio y tragedia se dan tan bien la mano para mostrar un sentido único e intimista reflejo de la personalidad compleja y cambiante de sus protagonistas.

Christophe Gaultier sabe expresar a la perfección y con un lujo extremo digno del escenario donde se muestra la acción el drama del hombre fantasma que solo puede disfrutar de sus producciones desde las sombras y cómo ve que el amor de su vida se debate entre un apuesto galán y su intrépido y brillante interior oculto tras una gran desfiguración.

Marie Galopin expone todo su arte mostrando unos colores que reflejan estados de ánimo, amor, tensión, suspense y acción.

Seguro que todos habéis leído la historia o habéis visto alguna de las múltiples adaptaciones que se han hecho de tan alabada, respetada y fructífera obra literaria pero os garantizo que esta edición no os dejará indiferentes.

Para nada es una adaptación más, como todo lo que toca la barita de Impedimenta se llena de respeto, de lujo, de mimo y detalle para los amantes de las buenas letras.

Para el equipo de La Petita Llibreria siempre ha sido una obra referente y hemos discutido mucho para poder analizarlo y la verdad es que no hay ningún renuncio que criticar, ningún elemento que falte ni ningún otro que sobre.

Es sobrio, elegante, riguroso y el regalo imprescindible para los lectores voraces de autores clásicos.