dimarts, 13 d’octubre de 2015

Mi lista de deseos



Por Ángela Sánchez Vicente

 

Para leer una buena novela fresca, actual, valiente y disfrutar a tope de una experiencia vital tenéis que rendiros al encanto de Mi lista de deseos.

En esta novela conoceremos a Brett, una joven que aparentemente tiene la vida perfecta con un buen trabajo, un apartamento confortable y un buen chico al lado hasta que la vida le va a dar una bofetada donde más le duele.

Ella ha crecido en una familia marcada por el rechazo de su padre y apegadísima al amor de su madre, pero la vida le arrebata a su mano sostenedora de un plumazo… ¿Qué hará sin su madre? ¿Cómo lo podrá sobrellevar? 

No os negaré que en los primeros capítulos vais a llorar pero vale la pena sentir a pleno la novela para que te impregnes en su belleza que poco a poco vamos a descubrir.

Su madre ha dejado un testamento, pero antes Brett tiene que cumplir con la lista de deseos que hizo cuando era apenas una niña sin complejos, sin limitaciones sociales y sin miedos.

Cumplir esta lista no será solo para conseguir el dinero de la herencia ni mucho menos pues a ella este dinero no le importa pero a través de estas pruebas y las cartas escritas por su madre se llegará a conocer, a amarse realmente, a aceptarse, a cuestionarse su vida y a superar cada uno de sus miedos.

Entre los retos hay pruebas tan disparatadas como cumplir el sueño de tener un caballo o pruebas tan duras como perdonar a su padre ya muerto.

La evolución de esta chica es espectacular y haciendo las paces con su pasado podrá mirar su presente y su futuro con mucha más claridad.

Es en este punto en que la gran pregunta resuena: ¿Es feliz con su chico? ¿Es el amor de su vida?

De la pluma dulce y tierna de Lori Nelson Spielman aparece una novela que amaremos y nos emocionará sin límites. Es de esos libros que quieres leer en soledad pues más de una lágrima se escapa y hay que dejarlas brotar.

Aprenderemos a vivir y no solo sobrevivir, a ser fuertes de verdad, a afrontar la vida y percibirla como un regalo.

Realmente es muy emotivo sin llegar a ser meloso ni “repipi”… Es una pasada.

Gracias a Umbriel hay una novela en nuestras librerías que chorrea humanidad, sentimientos y una gran superación personal. 

¿Queréis acompañar a Brett en su crecimiento? ¡Personalmente os lo recomiendo! No os arrepentiréis de embarcar en esta aventura vital.