divendres, 11 de març de 2016

HERBARIUM. Las flores de Gideon



La novela ganadora del Premio Titania 2015 ya esta en nuestras manos, HERBARIUM. Las flores de Gideon una gran novela con tintes de la buena literatura y con la capacidad de emocionar hasta al lector más escéptico.

Su autora, Anna Casanovas no es una desconocida para nosotros, la descubrimos con “Vanderbilt Avenue” pero se ha superado con creces.

Titania nos presenta una novela donde el amor y el desamor van de la mano, donde dos historias marcadas por el pasado y por el destino se entrecruzan a partir de un suceso que marcara a nuestras protagonistas para siempre.

Sarah es una joven que con dieciocho años y tras una gran pelea con su padre, lo dejo todo en Oxford y se marchó a Brasil, la muerte de su padre la empujan a regresar para ocuparse de sus cosas y reencontrarse con Sylvia, su abuela, una maravillosa mujer que padece Alzheimer.

Poco a poco Sarah descubrirá el gran secreto de su abuela y quizás el motivo por el cual su padre tuvo un accidente.

En capítulos alternos descubriremos la vida de Sylvia y el pasado de Sarah, el dolor de estas dos mujeres por el amor perdido y cómo es posible que el destino les tenga preparada una segunda oportunidad.

Cuando Sarah se marchó salía con un chico a escondidas, Liam, ella cree que la abandono, y él cree que ella es un flash de su memoria, que no existió, pero cuando se reencuentran la chispa es inmediata y aunque los dos han decidido evitarse a toda costa la investigación que estaba llevando a cabo el padre de Sarah les unirán en la búsqueda del tesoro más preciado de Sylvia, el amor.

Estas dos historias se irán cruzando con la novela de Charlotte Brontë, “Jane Eyre”, entre sus páginas se esconden Las flores de Gideon, cada una de ellas distinta y especial, dibujadas con amor y con la ilusión de un futuro que no pudo ser. ¿Quién es Guideon? ¿Qué significan sus ilustraciones? ¿Qué esconden?

El toque de trama negra no falta al detalle, la posibilidad de que el padre de Sarah fuera asesinado y los motivos ocultos de ello le dan a la trama el suspense justo para que los protagonistas se sumerjan en la búsqueda de los recuerdos de Sylvia.

Con esta novela me he emocionado, he llorado y he suspirado, pero su final me ha parecido maravilloso, como la autora ha cerrado todas las tramas me parece sublime. Los protagonistas deberán dejar atrás el pasado y aceptar el presente como es si desean tener una sola oportunidad de vivir la vida de verdad, sin huir ni luchar. Los secretos ya no tienen cabida y la verdad les liberará a todos.

Dos vidas, dos mentiras, dos confesiones y dos perdones son los ejes de una historia que crea adicción y que invita a redescubrir a Jane Eyre con ojos nuevos.

Una novela que no defrauda, merecedora de su reconocimiento y un sublime regalo para toda alma sensible.