dissabte, 11 de juny de 2016

Asesinato en directo



Cuatro testigos de un asesinato sin resolver aceptan participar en un reality dedicado a recrearlo. Un revelador ejemplo del poder de la televisión de la mano de la inimitable reina del suspense.

Tengo entre manos una nueva novela de la gran Mary Higgins Clark y sólo puedo pensar en zambullirme sin ningún miramiento, casi ni me hace falta leer la contraportada dado que su nombre ya es una garantía de que los lectores como yo, amantes de la novela negra y del thriller, nos gustará.

Esta vez me ha sorprendido, y mira que cuesta, con Asesinato en directo, una novela en que un niño presencia el asesinato de su padre y nunca podrá olvidar la escena ni al asesino que mirándolo fijamente con unos ojos azules escalofriantes le decía que su madre sería la siguiente y después iría él.


El niño irá creciendo pero nunca perderá de vista la amenaza, en sueños lo ve, lo despierta con un sudor frío, si cierra los ojos lo imagina hasta el punto en que su vida se convierte en un verdadero infierno.


Su madre tampoco olvida lo que sabe pero trata de ir saliendo adelante hasta que como productora le hacen la oferta de un show televisivo que se basa en crímenes no resueltos.


El dinero y la necesidad de llevar adelante la vida del pequeño Tommy la llevan a aceptar y con ello a investigar sobre el crimen que tratarán en primer lugar: el asesinato de la Betsy Powell, una mujer que fue asfixiada al día siguiente de la graduación de su hija.


Todo la hará sospechar y la paranoia vivirá dentro de ella pero... ¿Tendrá motivos de peso? ¿Encontrará conexiones y averiguará quién asesinó a su marido y ha atemorizado a su hijo durante años?


Un terreno muy pantanoso pero que nos hará las delicias, es como una novela negra dentro de otra. Una muñeca rusa tenebrosa en toda regla que nos atrapará página a página hasta averiguar la verdad de ambos crímenes.


Sé que pensáis que probablemente las muertes tengan relación y cómo lo vamos a encontrar será sólo sucumbiendo a la aventura a la que nos invita Debolsillo podremos desgranar los casos y jugar a detectives.


Eso sí, el que avisa no es traidor y os aviso que si no la habéis leído nunca es una de sus mejores novelas y os hará ir a buscar alguno de sus anteriores títulos, desde mi humilde punto de vista me gustaría recomendar el título "Miedo de la verdad", una novela que aún recuerdo.


Para poder paladear un buen thriller de corte elegante, nostálgico, con claroscuros y con todo aquello que nos hace vibrar de las novelas detectivescas nos hemos de adentrarse al fuego de Mary Higgins Clark.


Cuando hablamos de ella nos referimos a una de las grandes damas que no sólo es un best seller sino que es una amante de las letras y de las historias que brotan de su mente con una rapidez y agilidad maravillosas.


Su legión de lectores es testimonio pues no es de extrañar que cada año podamos tener entre manos tres grandes historias surgidas de su pluma inagotable.